Douglas obtiene un nuevo puerto comercial gracias a un proyecto de ley de infraestructura bipartidista

February 25, 2022

La construcción de nuevos puertos reducirá la congestión y reforzará la cadena de suministro regional

SAN FRANCISCO - Hoy, la Administración de Servicios Generales de los EE. UU. (GSA, por sus siglas en inglés) anunció que la Ley Bipartidista de Infraestructura firmada por el Presidente Biden permitirá la construcción de un nuevo Puerto de Entrada Terrestre (LPOE, por sus siglas en inglés) comercial de última generación en Douglas, Arizona.

“Los puertos terrestres de Estados Unidos son vitales para nuestra economía y nuestra seguridad, con miles de millones de dólares en bienes y servicios cruzando nuestras fronteras todos los días,” dijo el administrador de la GSA, Robin Carnahan. “Estas inversiones bipartidistas son una oportunidad histórica para modernizar nuestros puertos terrestres de manera que se creen empleos bien remunerados y se fortalezcan las cadenas de suministro, al tiempo que se mejora la seguridad.”

Se calcula que los 3,400 millones de dólares de gasto directo de la GSA sustentarán, en promedio, casi 6,000 empleos anuales durante los próximos 8 años; añadirán 3,230 millones de dólares en ingresos laborales totales en todo Estados Unidos; contribuirán con 4,500 millones de dólares adicionales al Producto Interior Bruto nacional; y generarán cientos de millones de dólares en ingresos fiscales para los gobiernos estatales, locales y federales.

“Nuestra infraestructura obsoleta y con fondos insuficientes tiene costos reales para las familias, nuestra economía y nuestra competitividad global”, dijo el asesor principal y coordinador de infraestructura de la Casa Blanca, Mitch Landrieu. “La Ley de Infraestructura Bipartidista del presidente Biden está invirtiendo en fortalecer nuestras cadenas de suministro, incluidos nuestros puertos terrestres, que son vitales para mover mercancías a través de nuestras fronteras.”

En Douglas, este nuevo puerto estará situado aproximadamente 4,5 millas al oeste del actual LPOE Raúl Héctor Castro. Una vez finalizado el nuevo puerto, las operaciones de inspección comercial se trasladarán a ese lugar de forma permanente, y el actual puerto del centro de la ciudad será completamente modernizado y ampliado para dar cabida al tráfico de pasajeros y peatones únicamente.

“Gracias a la Ley de infraestructura Bipartidista, la garita de Douglas recibirá el recurso necesario para la construcción de un nuevo cruce comercial y la modernización de la garita existente. Estas inversiones son criticas para revitalizar el centro histórico de Douglas, fortalecer la economía regional y asegurar nuestra frontera”, declaro el Senador Mark Kelly.

El proyecto de construcción, cuya finalización está prevista en una sola fase, reforzará el comercio mediante el fortalecimiento de la cadena de suministro regional, facilitando el comercio binacional legal y mejorando la capacidad de las agencias federales para ejecutar sus respectivas misiones. El proyecto, de más de 200 millones de dólares, incluirá la construcción de cabinas de inspección comercial primaria, edificios administrativos y de apoyo, puertos cerrados de inspección secundaria de vehículos comerciales, estacionamiento para empleados y un edificio para materiales peligrosos.

“Como todos saben, la garita Raúl H. Castro en Douglas ya no tiene la capacidad necesaria para afrontar los volúmenes de tráfico que transitan diariamente por ella” declaro la Congresista Ann Kirkpatrick. “Por eso, una de mis principales prioridades fue asegurar que la “Ley de Inversión en Trabajos e Infraestructura” incluyera recursos para los cruces internacionales. Soy testigo de la desesperada necesidad de esta inversión y me orgullece haber trabajado con representante locales, la GSA, y la administración de Biden para garantizar este recurso. La construcción de una nueva garita comercial y la rehabilitación de Raúl H. Castro en Douglas, son inversiones necesarias que resultaran en un crecimiento económico y al mismo tiempo mejorara la seguridad fronteriza en el sur de Arizona. Estaré al pendiente del desarrollo de estos importantes proyectos y seguiré trabajando para mejorar la infraestructura fronteriza de Arizona”.

Construido en 1933, el LPOE Castro, el segundo cruce comercial más transitado de Arizona, sigue siendo una puerta de entrada para la gente y las economías de Douglas y Agua Prieta en México. La construcción del nuevo puerto permitirá el procesamiento y el control más seguros de equipos mineros de gran tamaño y de productos químicos peligrosos. El puerto comercial también facilitará el paso de suministros esenciales para las industrias automotriz, aeroespacial y médica, así como equipos agrícolas, equipos eléctricos, materiales de construcción y cableado de cobre.

Un puerto comercial dedicado en Douglas facilitará el cruce de mercancía comercial y estimulará el desarrollo de nuevas empresas y atraerá inversiones en el sureste de Arizona.

“La Región del litoral del Pacífico de la GSA está encantada de ver la financiación de un nuevo puerto comercial en la ciudad de Douglas,” dijo el administrador regional en funciones Dan Brown. “Estas inversiones marcarán una gran diferencia para la comunidad, facilitando el comercio a través de nuestra frontera sur y proporcionando a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los EE. UU. instalaciones para ejecutar su misión vital de forma segura y eficaz.”

La legislación financiará dos proyectos portuarios adicionales en Arizona en los LPOE San Luis I y Raúl Héctor Castro. En general, la legislación invertirá más de 540 millones de dólares en proyectos de puertos de entrada terrestres en Arizona. Además de hacer que estos cruces fronterizos sean más funcionales, sostenibles y seguros, esta inversión también fomentará el crecimiento económico y la creación de empleo en las comunidades circundantes. El nuevo puerto Comercial de Douglas es uno de los 26 principales proyectos de construcción y modernización de puertos de entrada terrestres financiados a través de la Ley Bipartidista de Infraestructura.

El puerto de entrada terrestre promedio tiene casi 40 años y hace tiempo que debería haber sido actualizado. La inversión en la modernización de los puertos reforzará las cadenas de suministro, mejorará las capacidades operativas y la infraestructura de las instalaciones, estimulará el crecimiento económico y reforzará la seguridad del país.

Muchos de estos proyectos de modernización permitirán a la CBP desplegar con mayor eficacia la tecnología más avanzada para identificar actividades y cargamento de alto riesgo, combatir el tráfico de drogas y aumentar la seguridad operativa.

Para más información sobre cómo la GSA está modernizando los Puertos de Entrada Terrestres, por favor diríjase aquí.

Last Reviewed: 2022-02-28